ves esta página sin formato por que esta hecha cumpliendo el estándar web CSS 2.
tú navegador no soporta este estándar, o tienes dicho soporte desactivado.
si estas en el primer caso, actualízate. merece mucho la pena.

{Borondonia}

{ San Borondón siempre es un lugar imaginario. }

Archivos

<Mayo 2017
Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        


Documentos


Últimos comentarios

  • Martín Rafael Rodríguez González en Otra de racismo en Borondonia
  • El OjO en Explosivos porcentajes
  • El OjO en Carne de juzgado
  • chanita en Carne de juzgado
  • chanita en Carne de juzgado
  • chanita en Penita que nos da
  • Anónimo en Espantos borondonios
  • Torre de Marfil en Espantos borondonios
  • El Ojo en Juegos en Borondonia
  • El Ojo en Guiñoles en Borondonia



  • Blogalia

    Blogalia


    ©2002 chanita

    Inicio > Historias > ¿Debate o refatiña?

    ¿Debate o refatiña?

    No se han equivocado y han ido a parar a Porralia. Lo que sucede es que este humilde medio no fue acreditado para asistir al llamado Debate del estado de la nacionalidad (borondonia) que se ha celebrado estos días y al que nadie, salvo los periodistas, ha hecho el más mínimo caso. Lo que sucede en el Parlamento de Borondonia es cosa que al populacho, plebe o ciudadanía borondonia parece importarle un pepino. Es más, al precio que se han puesto los pepinos y otras hortalizas, cualquier pepino, o pepinillo incluso, despierta mayor interés.

    La explicación de esta anomalía democrática y de esa malquerencia popular hacia quien no para de decir que está con la gente, gobierna pegado a la gente (sólo de imaginarme al consejero Ruano pegado a la chepa y echándome el aliento en la nuca, me estremezco) y de cantar "viva la gente", reside en que la ciudadanía borondónica no está aún capacitada para comprender las claves surrealistas de la política nacionalitaria (¿o es nacional-totalitaria?) que impera entre las brumas de todas las Borondonias, desde la Borondonia meridiana a la conejera, pasando, cómo no, por las capitales y los capitales ysin olvidar capiteles y capitanes.

    Cuando los borondonios aprendamos -y nos incluimos en esta ignorancia- que nuestros mandamases expresan y escenifican complejas tragicomedias escritas en el más puro lenguaje y estilo del surrealismo abséntico -atlántico, macarronésico y tricontinental-, accederemos al sátori de experimentar "la gente" a la que incansablemente sirve el presidente soriático-paulinés. Y el conocimiento nos penetrará (y perdón por la expresión).

    Por eso, el soberano empute del eterno, discreto y gris mandamás de la Borondonia Bonita a cuenta del escándalo del nombramiento "prematuro" y paranormal. Por eso, la refatiña de insultos y descalificaciones ad hominem de la que dan cuenta prolija los periódicos locales de la Borondonia mediática. Si se lee sólo unos, parece que el ganador indiscutible ha sido el Presidente paulinés. No porque hubiera esgrimido algún tipo de argumento, sino porque sus insultos han sido más burros. Pero si leemos sólo otros, aparece triunfante y en alto pedestal el brillante jefe-por-un-día de la oposición, echando rayos calificativos de santa indignación. No porque hubiera esgrimido algún tipo de argumento o prueba, sino porque sus insultos tienen mayor altura intelectual y complejidad semántica que los del contrincante. Total, que acerca del estado de la naconalidad (borondónica) nada sabemos, sigue la bruma más compacta. El estado es de refatiña generalizada de los machos dominantes de cada manada, si se nos permite este símil de etología política.

    Es una pena que tan tremendo espectáculo dramático haya sido seguido por una escasa audiencia. El presidente del Parlamento borondónico parecía una mezcla de Papá pitufo y de Mudito de Blancanieves en las fotos de la prensa. Sencillamente, genial. O, por remedar a un clásico del lugar común, en dos palabras: im prezionante. Merece un Óscar, premio que en Borondonia sólo puede ser un ÓscarDomínguez. El resto del elenco simplemente cumplió con su papel habitual y escenificó una dialéctica danza ritual ya muy vista y algo manida, sin coloratura ni colorido.

    2008-03-28 12:57 | 2 Comentarios


    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://borondonia.blogalia.com//trackbacks/56523

    Comentarios

    1
    De: Pedro J. Fecha: 2008-03-28 20:50

    La analogía que pretendió establecer con el representante --no sé de quién , la verdad-- de eurovisión es lo más patético --y el nivel estaba ya por las nubes-- que le he oído al PPresi. Que además dice que la educación no termina en el sueldo de los profesores sabiendo que lo que pretenden estos es que empiece por ahí --no que termine-- y una dignidad monetaria al menos al nivel de la de los basureros de Adeje, que la profesional ya será otro cantar --como lo del representante de Eurovisión--



    2
    De: Teresa Fecha: 2008-03-29 11:32

    El representante es de España entera, Pedro J, según dicen ellos. Pero esto de apropiarse las representaciones colectivas es muy común. En mi universidad hay un sindicato que se autodenomina 'Asamblea de Profesores' y cuando emite algún comunicado dice: "la asamblea de profesores... bla, bla, bla", pretendiendo que se entienda que ha sido una decisión asamblearia cuando ha sido una decisión sindical tomada por los mandamases de la organización. Otro tema, pero sería off topic, es lo de la democracia asamblearia que a mi personalmente me parece una aberración democrática. Máxime cuando en su día me enseñaron el manual para manipular asambleas, que veo que no ha sido actualizado en 30 años...
    Saludos y buen Blog con Gofio :-)




    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.166.231.176 (c27c5a634e)
    Comentario

    portada | subir